Que la fuerza nos acompañe…

“Que la fuerza te acompañe” fue una frase que volviera inmortalmente famosa la película Star Wars, se utilizaba para desearle suerte a los héroes de la saga, los Caballeros Jedi y se volvió muy popular entre millones de fans, adolescentes en la época en que el film se proyectó en cines por primera vez. Muchos de esos adolescentes hoy son adultos o adultos mayores y aquella frase hoy se puede repetir para transmitir esperanza en la lucha contra el envejecimiento. Y es que existe un miedo,  hasta cierto punto normal, al inevitable proceso de envejecimiento. Este estudio muestra como un cuerpo de investigación científica se concentra en las preocupaciones sobre cómo al llegar al umbral de los adultos mayores, se ve afectada la  capacidad funcional, así como el nivel de disminución del estado funcional. La discapacidad física debido a la edad, enfermedades prevalentes y un estilo de vida sedentario puede llevar a una pérdida de la capacidad en la realización de las actividades básicas de la vida diaria, y en consecuencia, a la pérdida de la independencia. Algo que aterra. El estudio, por lo tanto, sugiere la importancia de conocer los factores que determinan el desempeño funcional de los pacientes de edad avanzada y construir programas preventivos y de rehabilitación destinadas a mejorar aquellas dimensiones que tienen el mayor impacto en la salud funcional.

Fuente: 
Kostka T, Kostka J (2013) May the Power Be With Us. Aging Sci 1:e102. doi: 10.4172/2329-8847.1000e102